Inicio / Ecología y medio ambiente. / Matanza masiva de terneros en el Sur de Chile a manos de empresa neozelandesa Manuka

Matanza masiva de terneros en el Sur de Chile a manos de empresa neozelandesa Manuka

Como una “matanza salvaje de animales” calificó el diputado Fidel Espinoza el operar de la empresa Manuka al interior de la Hacienda Rupanco, en Puerto Octay, tras denunciar en la Cámara Baja a la firma neozelandesa al obligar a sus trabajadores en varias ocasiones a matar miles de terneros en cada temporada, entre julio y septiembre, dejándolos morir de hambre, degollándolos o golpeándolos con objetos de enorme contundencia, con el fin de que las crías no consuman la leche que produce la empresa, una de las mayores distribuidoras del país.

“Hace prácticamente un mes denuncié en la Cámara de Diputados los graves hechos que están aconteciendo en la Hacienda Rupanco, por parte de la empresa Manuka, hechos que son constitutivos absolutamente de delito, de maltrato animal, de una matanza salvaje de una manera bastante irracional y que da cuenta de un acto muy criminal por parte de quienes lo ejecutan, que son, sino otros, quienes dirigen dicha empresa. Aquí no solamente los animales muertos son las víctimas, sino que aquí también son víctimas los trabajadores que sufren un grave daño psicológico porque tienen que cumplir las órdenes que se les imparte desde la gerencia para realizar estas matanzas a través de diferentes mecanismos”, señaló el diputado, afirmando, además, que es lamentable que el Gobierno, contando las carteras de Agricultura, del Trabajo y el SAG con todos los antecedentes, actuara de manera cómplice y sin hacer nada al respecto.

LATIFUNDIO “POR EXCELENCIA”

Cabe recordar que Manuka tiene actualmente casi 20 mil hectáreas de la Hacienda Rupanco, haciendo arribo a nuestro país en el año 2005. A lo largo de estos años se ha ido posicionando como uno de los principales referentes en materia de producción láctea, no obstante, como señaló el parlamentario, este progreso se ha ido sosteniendo violando la legislación de nuestro país y dañando sicológicamente a sus trabajadores.

“Es una vergüenza que esta empresa realice en Chile lo que serían incapaces de realizar en su propio país. Si estas matanzas de animales las realizaran en su país de origen, Nueva Zelanda, seguramente su plana mayor estaría toda presa. En este país quieren venir a hacer lo que en sus países de origen serían incapaces de realizar porque la legislación es mucho más fuerte para castigar este tipo de delitos”, dijo.

La denuncia del parlamentario dio pie a una investigación liderada por la fiscal Leyla Chahín, quien inició las indagaciones en la propiedad, junto a personal de la Policía de Investigaciones, para así dar con los verdaderos cementerios de animales que ex trabajadores y residentes del lugar aseguran que se encuentran en su interior.

Ante esto, Espinoza llamó a la fiscal y a la PDI “a agotar todas las instancias y que busquen las responsabilidades en estos señores que han cometido actos que son absolutamente violentos y que atentan a la sana convivencia de un país que merece tener en su seno empresas que respeten, no sólo a los seres humanos, sino que también a los animales. En este caso, las fotografías dan cuenta de la crueldad con la que se ha actuado por tanto tiempo”.

horror2

NO A LA IMPUNIDAD…

Espinoza indicó que “en este acto tan bestial no puede haber, bajo ningún punto de vista, impunidad”.

Es por ello que exhortó a la gerencia de la empresa Manuka “a que no se burlen de la justicia chilena”, esto luego que parte de la plana gerencial acompañara a la fiscal Chahín y a la Policía de Investigaciones en la inspección realizada en la Hacienda Rupanco, entregándoles antecedentes erróneos respecto a la real ubicación de las fosas en las que se encuentran los restos de animales.

“Por eso llamo a los gerentes a que den cuenta, que le muestren a la justicia, donde están enterrados los miles de animales que tienen en diferentes puntos de la Hacienda, como verdaderos cementerios”, finalizó.

REACCIONES Y MÁS ANTECEDENTES

En este contexto, la empresa MANUKA Nature`s Excellense, que está a cargo de la administración del latifundio conocido tradicionalmente como Hacienda Rupanco, ha hecho llegar a SURLINK un comunicado de prensa donde intenta bajarle el perfil a los hechos, los cuales no desmiente, indicando que la eutanasia en planteles ganaderos, especialmente los dedicados a la lechería, constituye una práctica habitual en el manejo de tales unidades productivas y que está debidamente normada.

Por su parte la Sociedad Agrícola y Ganadera de Osorno SAGO -la poderosa patronal agraria del sur de Chile- también se ha pronunciado sobre el asunto, rechazando la acción de MANUKA e insta a privados y autoridades competentes a buscar un destino mejor para los animales, al tiempo que lamenta el daño que hechos de este tipo le hacen al sector lechero.

El diputado Fidel Espinoza, en tanto, ha vuelto a la carga y a través de una emisora santiaguina ha responsabilizado de los sucesos directamente al SAG por cuanto dicho servicio no ha sido todo lo fiscalizador que la ley le impone ser.

MANUKA SE DEFIENDE

En relación a los hechos, la empresa responsable de la Hacienda Rupanco difundió este martes la siguiente declaración:

“Manuka rechaza tajantemente el maltrato de animales. La industria láctea depende del manejo adecuado del ganado, por tanto cualquier estrés que se genere a los animales productivos, atenta contra nuestra actividad.

La legislación establece que todos los productores cuenten con fosas bajo condiciones reglamentadas. Asimismo, dentro del modelo de producción lechera, la práctica de eutanasia está debidamente regulada por la autoridad, en particular por el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG).

En la actualidad, no existe un mercado para la venta de determinadas razas enfocadas a la industria láctea, y no de carne. Pese a esto, los productores de leche –entre los que se encuentra nuestra empresa- se esfuerzan por venderlos a un precio simbólico. Es decir, la eutanasia es el último recurso.

En 2013 el SAG indicó observaciones a algunos procedimientos, ninguno de ellos referente a maltrato animal. En septiembre de ese mismo año, todas las fallas detectadas por la autoridad fueron debidamente subsanadas, lo cual fue certificado por el SAG.

Nuestro ganado se alimenta de forma sana, de manera sustentable y en condiciones óptimas en un entorno natural que promueve su adecuado desarrollo, crecimiento y bienestar”.

horror3

LA SAGO SE PRONUNCIA

 

Por su parte la SAGO también difundió un comunicado de prensa refiriéndose a la cuestión de la Hacienda Rupanco, señalando que “rechaza acción de Manuka y llama autoridades y privados a darle un destino productivo a los animales. SAGO A.G estima que en la economía de la provincia dejan de circular unos 2 mil millones de pesos al año debido a la matanza de terneros”.

Agrega el comunicado que, “el gerente técnico de SAGO, José Antonio Alcázar, aclaró que el proceso de eutanasia es un proceso que está avalado por la normativa nacional e internacional, en el bien entendido de que ésta se aplique respetando el bienestar animal y en circunstancias bien específicas”.

Sin embargo, Alcázar indicó que “SAGO no comparte esta práctica de Manuka, tomando en cuenta que existen diversas formas de otorgar un mejor destino a los animales, por ejemplo entregándoselos a productores de la zona, lográndose con ello mejorar la calidad de vida de estos y a su vez evitar el enorme daño a la imagen del sector lechero nacional”.

Del mismo modo, manifestó que “ante este hecho las autoridades tienen un rol fundamental como mediador en la solución del problema, recordando que en reiteradas ocasiones, tanto SAGO como otros organismos gremiales han planteado a los distintos gobiernos propuestas que van en el sentido de dar un destino productivo a los terneros de lechería”.

 

FIDEL ESPINOZA DISPARA CONTRA EL SAG

En tanto el diputado Fidel Espinoza que volvió a la carga en relación al tema -en declaraciones difundidas por www.cooperativa.cl – acusó al Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de ineficiencia, luego que el organismo declarara -mediante un comunicado- que no se detectó maltrato animal, explicando que se fiscalizó, detectaron algunas irregularidades, se inició un proceso sancionatorio y que se multó a la empresa con 25 UTM.

Espinoza manifestó que “en Chile se denominaría esa declaración del SAG como ‘tratar de embolinar la perdiz’ (…) No dicen en ninguna parte las denuncias que como diputado fiscalizador cumplí en la Cámara, ellos tienen pleno conocimiento de las denuncias que yo hice, porque ellos saben que no hice nada”.

“Desconozco el por qué, yo creo que es falta de eficiencia. Sí hay ineficiencia”, criticó.

El diputado PS reconoció que “lo que me duele más es que haya una autoridad regional, como el director del SAG (Alfredo Fröhlich), que justifique estos hechos para tratar de salvar la responsabilidad que su propia entidad tiene en estos casos, al no haber realizado lo que tuvo que haber realizado”.

Adriana

About Adriana

Adriana
Socióloga, dedicada al servicio de proyectos como La Revlución de la Cuchara, el Pacto Mundial Consciente y otros que tienen en común el objetivo de proteger la Madre Tierra.

Te puede interesar además

La guerra debido al cambio climático no es una metáfora

El Ejército de EE.UU. se está preparando para el conflicto que derivará como consecuencia del cambio climático, afirman ex altos mandos militares estadounidenses.