Inicio / Noticias de vegetarianismo / Ciencia y tecnología / Un estudio demuestra niveles elevados de arsénico en la carne de pollo en EE.UU.

Un estudio demuestra niveles elevados de arsénico en la carne de pollo en EE.UU.

pollo-roxarsona

13 de mayo 2013

Según un nuevo estudio dirigido por investigadores del Centro Johns Hopkins para un mundo habitable en la Escuela Bloomberg de Salud Pública se ha demostrado que cuando los pollos son  criados con drogas arsénicas estas resultan en la carne de pollo que se vende para consumo y se sabe que estas drogas aumentan el riesgo de cáncer. El estudio, publicado en línea en la revista Environmental Health Perspectives, proporciona evidencia de que el uso de fármacos que contienen arsénico en poblaciones de pollos genera riesgos para la salud pública.

Muestras de pollos orgánicos convencionales, libres de antibióticos se adquirieron en 10 áreas metropolitanas de Estados Unidos entre diciembre de 2010 y junio de 2011, cuando un medicamento a base de arsénico conocido como roxarsona era fácilmente disponible para las empresas avícolas que deseaban agregarla a su plan de alimentación. Además de arsénico inorgánico, los investigadores fueron capaces de identificar roxarsona residual en la carne que se estudió. En la carne que se detectó roxarsona, los niveles de arsénico inorgánico fueron cuatro veces más altos que los niveles en el pollo orgánico USDA (en el cual se prohíbe el uso de roxarsona y otros arsenicales).

Los medicamentos a base de arsénico se han utilizado durante décadas para hacer que las aves de corral crezcan más rápido y también para mejorar la pigmentación de la carne. Los fármacos también están aprobados para tratar y prevenir los parásitos en aves de corral. En 2010, representantes de la industria estimaron que el 88 por ciento de los aproximadamente nueve mil millones de pollos criados para el consumo humano en los EE.UU. se trataba con roxarsona. En julio de 2011, Pfizer retiró voluntariamente el roxarsona del mercado de EE.UU., pero la empresa puede vender la droga en el extranjero y podría reanudar su comercialización en los EE.UU. en cualquier momento.

 Actualmente en los EE.UU., no hay ninguna ley federal que prohíbe la venta o uso de medicamentos a base de arsénico en la alimentación de aves de corral. En enero, Maryland se convirtió en el primer estado de EE.UU. para prohibir el uso de la mayoría de los compuestos de arsénico en alimentos para pollos. “La suspensión de las ventas roxarsona es una buena cosa a corto plazo, pero no es una solución real”, dijo el autor principal del estudio Keeve Nachman. “Esperamos que este estudio pueda persuadir a la FDA para prohibir la droga y mantenerlo fuera del mercado permanentemente.”

 Publicado originalmente en: http://hub.jhu.edu/2013/05/13/chicken-meat-arsenic-levels

spoon

About spoon

Te puede interesar además

Una sobre loros.

El viejo Paul lo dijó hace rato: "Si los mataderos tuvieran paredes de cristal todos seríamos vegetarianos", dando en el clavo: Comemos carne, de la forma y en la cantidad que lo hacemos, porque no vemos cuando matan al animal. Hasta el más empecinado carnívoro deja de comer tanta carne cuando le toca matar el mismo a la criatura, cuando no es que se hecha para atrás de una vez. Mala noticia para Paul todavía la carne se procesa lejos, y aunque quizás la crueldad del consumo de carne es cada día más evidenciada, todavía es muy fácil hacerse el de la vista gorda.