Inicio / Ecología y medio ambiente. / Huerto urbano casero

Huerto urbano casero

Ya hemos mencionado los daños generados por la industria de los alimentos y los trangénicos, te invitamos a hacer un pequeño huerto familiar en tu casa, es fácil y no se necesita mucho espacio.
En todo el mundo cada vez es más común ver a personas cultivar sus propios vegetales aún en espacios pequeños; en los huertos urbanos puedes cultivar tus propias hortalizas, verduras y plantas aromáticas. Se denomina huerto urbano al pequeño huerto familiar situado en una ciudad, ayuda al cuidado del medioambiente pues se recomienda no utilizar químicos para los cultivos.

Beneficios:
* Poder consumir productos 100% naturales y ecológicos sin ningún tipo de aditivos ni abonos químicos.

* Es una actividad beneficiosa para el medio ambiente, pues se generan más espacios verdes en las ciudades con consecuencias positivas para la salud de los habitantes.

* Nos ayuda a adquirir mayor sentido de la responsabilidad, pues debemos tener en cuenta que vamos a trabajar con seres vivos que requieren de cuidados o de lo contrario morirán.

Podemos elegir entre formar parte de una sociedad global para cuidar la Tierra y asumir un verdadero cambio de nuestros hábitos, o arriesgarnos a la destrucción de nosotros mismos y de la diversidad de la vida. Es innegable que nuestros retos ambientales, económicos, políticos, sociales y espirituales, están interrelacionados y juntos podemos proponer y concretar soluciones comprensivas.

Cultivar un huerto urbano es sencillo si tienes disposición, paciencia e interés. Si empiezas ahora, seguro que en unos meses podrás empezar a consumir tus propios productos verdes frescos; sólo te hace falta una terraza, balcón o patio soleado y seguir los siguientes pasos:

1. Contenedor apropiado. Puedes utilizar macetas de barro, tinas, llantas, botellas plásticas, etc. Asegúrate de agujerear la base del contenedor.
2. Sustrato. Utiliza tierra mezclada con abono natural. Puedes hacer tu propio abono en casa, en otra ocasión te contaremos más al respecto, o investiga en la web.
3. Semillas y plantas. De preferencia siembra semillas orgánicas y criollas. Te sorprenderá ver que en espacios pequeños puedes cultivar zanahorias, tomates, lechugas, etc.
4. Hierbas y flores. Las hierbas como el orégano y la albhaca atraen insectos benéficos y la ruda por ejemplo ahuyenta a los que pudieran ser una plaga.
5. Agua. Riega suavemente, prefelibemente por la mañana. Conoce las necesidades particulares de riego para cada planta de tu huerto pues no todas requieren la misma cantidad de agua.

 

Mira abajo algunas imágenes que pueden darte ideas!

 

 

 

spoon

About spoon

Te puede interesar además

La guerra debido al cambio climático no es una metáfora

El Ejército de EE.UU. se está preparando para el conflicto que derivará como consecuencia del cambio climático, afirman ex altos mandos militares estadounidenses.