Inicio / Ecología y protección animal / Absurdos como comer carne…

Absurdos como comer carne…

Es asumida la acción de comer carne de una manera casi que inconsciente y muchas veces hasta incuestionable , se toma como algo ¨normal¨ que no requiere de ser analizado, ni mucho menos en un contexto antropocéntrico que guarda para sus escenarios ¨importantes¨ los cuestionamientos y debates personales y sociales para temas relacionados con los deseos y necesidades humanas, como si no se diera cuenta que uno inevitablemente depende del entorno, de la naturaleza.

Cabe preguntarse Qué tanto somos capaces de sacrificarnos por un deseo de obtener algún bien o beneficio material, y qué tanto somos capaces de beneficiar al planeta, de no contaminarlo, de cuidarlo y respetar también las otras vidas que no necesariamente tienen una forma humana.

Como vivimos enceguecidos por la farándula, las modas, el consumismo y la explotación, parece que casi no reflexionamos ni sobre lo que nos comemos; porque si así fuera, ¿No creerían que dejaríamos tantas costumbres si sabemos y reconocemos que por ejemplo comer carne trae problemas ambientales graves como el deterioro de los suelos fértiles, la contaminación de las aguas y la disminución de bosques, páramos y otros ecosistemas debido también no sólo a la ganadería en mayoría, sino también a la minería; y qué tal al analizar un poco de lo que hay detrás del pedazo de carne, en otras palabras: la matanza de animales para ¨comida¨ y demás utensilios como los zapatos de marca, la chaqueta de moda, el tapete, el adorno, el embutido para saciar el hambre, el chicle para no oler feo y de paso para ganarse una gastritis?

Incluso si pones un pedazo de carne para que un niño la ingiera, si le preguntas de dónde proviene, te va a decir que del supermercado, o quizá si mucho te dirá que de la vaca, del cerdito o de la gallina, pero no saben que inmerso a ello los matan, torturan y además sufren; si supieran eso, ¿crees que se lo comerían?

Quizá si los mataderos tuvieran paredes de cristal se podría aterrizar un poco a la realidad.

O tenemos los ojos cerrados, o no los queremos abrir. ¡Quien es sabio reconoce que se ha equivocado, pero además sabe que puede cambiar, y lo hace!

Datos de interés:

El 70 por ciento de las tierras de la Amazonia que antes eran bosques hoy han sido convertidas en pastizales y los cultivos forrajeros cubren una gran parte de la superficie restante.1

En los Estados Unidos de América, la cuarta superficie más grande del planeta, la producción pecuaria es responsable del 55 por ciento de la erosión y sedimentación, el 37 por ciento del uso de plaguicidas, el 50 por ciento del uso de antibióticos y un tercio de las descargas de nitrógeno y fósforo en los recursos de agua dulce.2

Actualmente, las concentraciones de CO2 son mayores que en cualquier otro período durante los últimos 650 000 años.3

La desertificación de pastizales causada por la acción del ganado puede liberar 100 millones de toneladas de CO2 al año.4

Referencias:

1,2,3,4: LA LARGA SOMBRA DEL GANADO, Problemas ambientales y opciones. FAO. 2009 (Ed. en Español).

Marcela

About Marcela

Te puede interesar además

Niños Veganos y su Nutrición

“UN NIÑO VEGANO ES UN NIÑO IGUAL QUE CUALQUIER OTRO NIÑO. La “única” diferencia es …